Asociación de Psicólogos del Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires

A nuestra/os afiliada/os y a la comunidad en general

Una vez más nos encontramos con intentos de instalar, en el ámbito de la Salud Pública, Universal y Gratuita de la CABA, “programas”, “acompañamientos” y “soportes” de dudosa procedencia. Esta vez aprovechando el terrible momento que vive nuestra población y la/os profesionales ante la Pandemia Covid-19.

Azorados observamos la aparición de ofertas, como en el mercado, de “soporte espiritual y duelo” para pacientes internados en las Salas Covid, proponiendo “contención ante el duelo”, “rituales de despedida”, “perdonar”, “agradecer”, “soporte espiritual”, “técnicas antiestrés”, etc., etc., etc.

Es decir, “se ofrecen” a cubrir un área muy sensible como es la Salud Mental, sin que sepamos quienes son ni cuál es su procedencia ni formación. Sin respeto por esa Carrera Profesional que el GCABA tanto enarbola.

¿Qué sucede con los profesionales concurrentes y residentes con formación de posgrado durante cuatro y cinco años en nuestros hospitales? ¡Instruidos por nuestros profesionales de planta! ¿Qué sucede con nuestra/os compañera/os psicóloga/os del Escalafón General que luego de tantos años y práctica profesional comprobada aún no han sido incluidos en la Carrera?.

Todos ellos desde el primer momento de la declaración de la pandemia se encuentran dando atención a la población. Residentes y concurrentes tienen formación y conocimiento en Salud Mental, además de ser acompañados por profesionales de planta. Profesionales del Escalafón General siguen, como desde hace años, elaborando planes de prevención, conteniendo el malestar que genera nuestra cultura, acompañando la elaboración del padecimiento subjetivo.

La/os profesionales de la Salud Mental que nos hemos formado y trabajamos en los centros asistenciales públicos de la CABA rechazamos el dudoso ingreso de quienes prometen, como espejos de colores, la resolución del dolor psíquico.

Azorados observamos la aparición de ofertas, como en el mercado, de “soporte espiritual y duelo” para pacientes internados en las Salas Covid, proponiendo “contención ante el duelo”, “rituales de despedida”, “perdonar”, “agradecer”, “soporte espiritual”, “técnicas antiestrés”, etc., etc., etc.

Es decir, “se ofrecen” a cubrir un área muy sensible como es la Salud Mental, sin que sepamos quienes son ni cuál es su procedencia ni formación. Sin respeto por esa Carrera Profesional que el GCABA tanto enarbola.

¿Qué sucede con los profesionales concurrentes y residentes con formación de posgrado durante cuatro y cinco años en nuestros hospitales? ¡Instruidos por nuestros profesionales de planta! ¿Qué sucede con nuestra/os compañera/os psicóloga/os del Escalafón General que luego de tantos años y práctica profesional comprobada aún no han sido incluidos en la Carrera?.

Todos ellos desde el primer momento de la declaración de la pandemia se encuentran dando atención a la población. Residentes y concurrentes tienen formación y conocimiento en Salud Mental, además de ser acompañados por profesionales de planta. Profesionales del Escalafón General siguen, como desde hace años, elaborando planes de prevención, conteniendo el malestar que genera nuestra cultura, acompañando la elaboración del padecimiento subjetivo.

La/os profesionales de la Salud Mental que nos hemos formado y trabajamos en los centros asistenciales públicos de la CABA rechazamos el dudoso ingreso de quienes prometen, como espejos de colores, la resolución del dolor psíquico.

La APGCABA exige respeto, cuidado, seriedad y compromiso en la atención de la Salud Mental del Pueblo.

Seguinos en las redes

Seguí a Psicólogos GCABA en las redes sociales y enterate de todas nuestras novedades!